Familiares de desaparecidos hallan restos humanos en Matamoros

Sólo en la última semana, el Grupo Vida de Torreón- integrado por personas que buscan a sus familiares desaparecidos- ha recuperado ocho kilos de restos óseos, piezas dentales, ojivas y casquillos en operativos de búsqueda en el ejido San Antonio del Alto, municipio de Matamoros.

Silvia Ortiz, representante del grupo, informó que las búsquedas en este predio no llegan todavía ni a un cuarto del total de trabajo que se tiene contemplado. Este ejido sólo es uno de los 11 puntos de “exterminio” de la región Laguna a los que el grupo acude regularmente a recuperar restos.

Ortiz detalló que en total en San Antonio del Alto han recuperado alrededor de 11 kilos de fragmentos óseos, todos calcinados o carbonizados. “Antes los contaban pero ahora los pesan. Aquí los restos están concentrados en diversos lugares”, explicó.

A diferencia de otras zonas de “exterminio”, aquí los restos han sido encontrados en pocitos, con diámetros promedio de 35 centímetros.

La representante del grupo refirió que tanto el antropólogo que los acompaña estableció que los restos en cada una de estas cavidades podrían tratarse de cuando menos una persona. Hasta el momento se han localizado cuatro con restos humanos.

“El delincuente lo que hacía, después de cocinar, era raspar la tierra, vaciaba y tapaba. No contaron que el aire haga que se vuele la tierra y exponga los restos. Los que quedan al fondo son los mejores para poder identificarse”.

Tambo expuesto

La llegada del grupo Vida a este predio, detalló Silvia Ortíz, se dio cuando buscaban otro punto de rastreo. Fue entonces cuando se toparon con una persona que los guio por brechas.

“Estaba un tambo expuesto, de los que usaban para la cocina. Se recuperaron tres tambos“, contó.

Aseguró que cuando menos tardarían cuatro años en ‘peinar’ este ejido, por lo que necesitan otro equipo forense.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *